Leer la revista online
Leer la revista online
 

Artículos Especiales

Los cambios en producción de las armadoras mexicanas: una etapa de transición


por Cluster Industrial 2020-07-27 10:35:00 Compartir

Estamos en un momento de pivote para la industria automotriz mexicana. Al mismo tiempo que se dejarán de producir algunos modelos en nuestro país, compañías como Ford están comenzando con dos de sus modelos más esperados.


Sin importar que, en un mundo hipotético, la pandemia por COVID-19 no hubiera puesto en jaque la economía mundial, la industria automotriz ya atravesaba cambios y una desaceleración paulatina que habría cambiado una vez más la lista de modelos en producción de las armadoras instaladas en México.

 

Estamos en una etapa de transición más acelerada gracias a las circunstancias, sí, pero no debemos olvidar que, después de todo, estamos entrando a una nueva década que ya anunciaba cambios importantes en las alineaciones de modelos de las armadoras presentes en México.







LOS QUE SE VAN


El Honda Fit sonaba fuerte desde hace un par de años como uno de los autos que dejarían de producirse en nuestro país. La filial estadounidense confirmó que el hatchback no tendrá modelo 2021 para dicho mercado, la cual es producida en la planta de Celaya. Su lugar en la capacidad instalada de la planta será utilizado para producir más unidades de la HR-V, que sigue teniendo una buena aceptación de mercado. El Fit seguirá vivo en Europa y Asia como Honda Jazz.

 

Otros cambios, como los que adoptar Daimler en Norteamérica, se deben a las pérdidas generadas en el segundo cuarto de 2020. Mercedes-Benz dejará de producir sedanes en los Estados Unidos y México. En nuestro país, la planta COMPAS, que comparte Daimler y Nissan en Aguascalientes dejará de lado la clase A para enfocarse en el nuevo GLB, una SUV con mayor margen de ventas.

 





LOS QUE LLEGAN

 

Ford es la principal armadora en traer nuevos modelos a las plantas mexicanas en este 2020 y lo hace con dos de sus submarcas más importantes. Por un lado, su primer Mustang eléctrico, el Mustang Mach-E, ya es producido en la planta de Cuautitlán Izcalli. Una SUV diseñada para competir con Tesla y que con su manufactura mexicana ubica al país como un nuevo hub para producción de autos eléctricos. Por otro lado, Ford decidió revivir la Bronco como una submarca y lo hará ensamblando la nueva Bronco 2021 en nuestro país, los primeros modelos ya están siendo producidos y se espera que la producción escale en tamaño muy pronto.

 

Volkswagen también comenzará con el ensamblaje de una nueva SUV o Crossover, del cual aún no hay demasiada información, pero se espera llene algunos de los nichos entre su alineación. Audi producirá la versión actualizada de la Q5, y finalmente, aunque no tan nueva, Mazda sigue con una producción fuerte de la reciente CX-30.

 






EL FUTURO

 

Las armadoras instaladas en México cuentan con la tecnología, el capital humano y la posición regional estratégica para seguir produciendo nuevos modelos en los siguientes años, cuando la economía y la industria estén recuperados. Los autos ensamblados en nuestro país seguirán transformándose año con año y con ello la industria que soporta su producción también. Tenemos un T-MEC en vigor fuerte, oportunidades comerciales que ofrecen crecimiento… Aún con todas las dificultades actuales, tenemos un futuro brillante en la industria automotriz mundial.

 



ARMADORAS
AUDI
AUTOMÓVILES
DAIMLER
ELECTRIFICACIÓN
FORD
GUANAJUATO
HONDA
INDUSTRIA
INVERSIONES
MAZDA
MERCEDES BENZ
MÉXICO
OPORTUNIDADES COMERCIALES
PRODUCCIÓN
PROVEEDURÍA
TECNOLOGÍAS
VEHÍCULOS

Utilizamos cookies para asegurar la mejor experiencia en nuestro sitio web. Si se continúa navegando asumiremos que se está de acuerdo con nuestra política de cookies.

X